lunes, 4 de mayo de 2009

tradiciones de Brasil (anun)

Las tradiciones

Una de las tradiciones más ancladas en Brasil es la de la gastronomía.  se adora la carne, pero no se desprecia por eso el pez y el marisco. Y los restaurantes típicos proponen saborear estos platos de manera exótica. 
 
Las churrasquerías



Estos restaurantes, imprescindibles para comer de verdad "a la brasileña", ofrecen abundantes carnes en brocheta. Son los famosos churrascos, que dan nombre a este tipo de establecimientos. Puedes comer cuanto quieras por un precio fijo. Las parrilladas se acompañan de un copioso bufé de ensaladas, pastas, arroz y patatas. Los camareros llevan a las mesas filetes enteros asados. Lo mejor es el buey, pero también se sirve cordero y pollo. Para facilitar el servicio, cada cliente dispone de una tarjeta redonda de cartón con dos colores. Si muestra el verde, los camareros llenan el plato; por el lado rojo, se paran. Los que prefieran el pescado o el marisco pueden probar una churrasquería que ofrezca estos platos además de la carne. 
 
Los restaurantes "al peso"

Este tipo de restaurantes son también muy populares en Brasil. Los platos (ensaladas variadas, carnes en salsa y a la parrilla, pescados y postres) se presentan como un bufé. El cliente se sirve, y después pesa su plato en la caja. Se paga en función de la cantidad de comida. Por eso se les llama restaurantes "al peso". En general, estos establecimientos son sencillos. Parecen comedores de almuerzos rápidos. Pero también podemos encontrar otros lugares de más alcurnia, que ofrecen platos refinados. Aunque esto se nota en los precios; el precio "al peso" puede subir hasta al doble. 
 
Las especialidades con aceite de palma

Son típicas de la región de Salvador de Bahía. Aunque más vale estar prevenido antes de probarlas: el aceite de palma, incluso en cantidades muy moderadas, puede provocar trastornos digestivos a las personas sensibles. En los restaurantes típicos de Salvador, en los que la comida está animada con un espectáculo de capoeira, a menudo hay dos bufés: uno con platos elaborados con aceite de palma, y otro sin él. Carnes y pescados se aderezan con salsas untuosas, sazonadas con guindilla, cacahuetes y leche de coco.